Cuando recibes una  demanda de divorcio

Un buen abogado hace la diferencia

POR BECKY KRINSKY

Después de largas discusiones y peleas que solo desgastan a la pareja, llega un momento en donde el divorcio parecería ser la única y la mejor solución para poder tener una vida más tranquila y eventualmente con mejor calidad.  Muchas veces es un conyugue el que toma la iniciativa y se adelanta mandando la notificación del divorcio.

Entonces ¿qué se hace en el momento de que se recibe esta notificación? lo primero que se debe de hacer, es contratar rápidamente un abogado para que te represente y te brinde asesoría legal necesaria para que siempre estés protegida y representada de la mejor forma.

El tiempo es un factor determinante, entre más rápido se tenga el apoyo legal menos riesgo se corre a hacer algo indebido o que tenga consecuencias que sean peligrosas.

Lo más importante es contestar a esta notificación, ya sea que lo que se estipula en la notificación no sea del todo verdad o lo que se pide está fuera de la realidad o de la conveniencia personal. Si se contesta en tiempo y forma se pueden aclarar todos los detalles y empezar la negociación de lo justo para cada parte.

En una demanda de divorcio tiene que quedar muy claro todas las responsabilidades económicas así como la custodia y las obligaciones familiares que ambos cónyuges tendrán que adquirir. Temas como: pensión alimenticia, de compensación económica, vacaciones, propiedades, cuentas bancarias, compromisos, etc. Todo eso deberá de ser evaluado con mucho detalle por el abogado, así que su experiencia en este ámbito es crucial.

La notificación que recibió, señalará la fecha en que se debe concurrir a audiencia, por supuesto que la asistencia a esta audiencia es vital, ya que en caso de no asistir, puede afectar todo lo que en el ocurra posteriormente a esta junta. Además es importante ya tener un representante legal asignado, ya que en ese momento la relación deja de ser personal, y se convierte en una cuestión legal con términos que sólo un profesional puede rebatir o entender.

Hay casos en donde lo que se pide y lo que se acuerda es lógico, es justo y por lo tanto el proceso es relativamente sencillo. La cosa se complica cuando por enojo o por problemas más severos el cónyuge que solicita el divorcio, también hace declaraciones falsas, tratando no sólo de sacar provecho de la situación, sino que también priva derechos y  lastima con manipulaciones generalmente con el tema de los hijos y de las propiedades que estén de por medio.

¿Qué es lo más recomendable? Pensar con la cabeza, sin emociones. Ser claro y entender que para estar bien hay que protegerse y tener una buena estrategia. Es importante estar consiente que no hay dos divorcios similares, ya que cada caso es único. Por lo mismo el juez que tome el caso hará lo más justo según las circunstancias y la evidencia, y la información disponible que presenten cada uno de los abogados representantes.

Existe la posibilidad de que la decisión del juez no siempre sea la decisión más justa posible, y aunque no tendrá el propósito de favorecerle individualmente en su totalidad, saber que uno va representado por el mejor abogado ciertamente da más confianza y mejores posibilidades de que uno obtenga las mejores condiciones posibles.

Si te llegara una notificación de divorcio o estás pensando en divorciarte, llama a Contreras Law, en la ciudad de San Diego. Protégete y protege a tus hijos. Tu primera llamada es gratis.

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta