Covid Busters, los caza-coronavirus que amamos

Los caza-coronavirus que amamos

 

POR ANA PATRICIA VALAY

 

Fue a finales de febrero, principios de marzo, cuando surgió una de las ideas más constructivas, utilitarias y solidarias de esta pandemia, que demostró los beneficios y  las bondades de las verdaderas amistades.

Les hablo de COVID-BUSTERS, los caza-coronavirus de Tijuana, cuya labor humanitaria de sanitizar gratuitamente los espacios públicos de la ciudad, ha dado la vuelta al mundo, poniendo en alto el valor de nuestra gente.

¿Quiénes son los COVID BUSTERS?

Sergio Carvajal Franchini, abogado y presidente del Colegio Emilio Rabasa, y quien encabeza esta iniciativa, me platica cómo surgió la propuesta a la que otros se han sumado.

“La idea surgió con mi primo Gustavo, que muy probablemente platicó con un amigo que tenemos en común que es médico en la Clínica 1 del Seguro Social. El me dijo de la necesidad de tener que desinfectar los hospitales en su exterior, por cómo se avecinaba lo del coronavirus. Hablé con mis amigos de la primaria, e inmediatamente levantaron la mano, también amigos de la secundaría, empresarios, y gente trabajadora que se ha ido sumando”.

Somos aproximadamente como 20 personas, y lo estamos haciendo por amor a Tijuana, y por la gran necesidad de que se reactive la economía. Eso es todo lo que estamos buscando”, compartió.

 

¿Qué lugares han sanitizado?

La labor que gratuitamente realizan los Covid Busters, quienes hacen alusión a la película Ghostbusters (Cazafantasmas), que fue todo un éxito en taquilla en 1984, ha ayudado enormemente a mantener limpios del Covid-19, lugares públicos de Tijuana como: el parque Teniente Guerrero, el parque de la 8, la Central Camionera, el Ministerio Público de esa zona, las clínicas 27 y 7 del IMSS, el Hospital General, al ISSSTE de las palmas y el que está en Otay, ISSSTECALI, Cruz Roja, el Desayunador del Padre Chava, el Centro de Salud  Tijuana, las calles desde la zona río hasta la calle 3era, la calle cuarta desde la Ermita hasta el centro y de regreso, las paradas de taxi y del transporte público, y en la delegación: Margarito Saldaña. Pero también han sanitizado a más de 3 mil carros entre patrullas, taxis, camiones, calafias, y vehículos de la sociedad civil, incluyendo motos y bicicletas.

 

Moviendo corazones

Ello ha sensibilizado de manera impresionante a mucha gente que ha tratado a su vez de retribuirles con dinero en efectivo, mismo que no han recibido, y en especie. Muchas de estas historias les han alentado a seguir adelante y esto ha enriquecido sus vidas.

“Fabiola Ledezma, una amiga de la primaria a la que no veo desde hace más de 20 años, y que vive más allá de los Ángeles me dijo que quería mandar dinero en efectivo, le dije que no lo aceptábamos, y me dice: ¿qué necesitas? Y le dije: lo que nos urge más es una máquina, pero están muy caras”, ella terminó comprando la máquina con valor de 300 dólares. Me dijo: “Te compro la máquina, es muy loable lo que están haciendo”, agregó Sergio Carvajal.

“Otra anécdota es que después de que me entrevistó Odilón García, una señora me ofreció 500 dlls., le dije que no queríamos dinero, y me dice: yo vivo aquí en Chula Vista, y quiero mucho a mi ciudad, a Tijuana. Una máquina se nos había descompuesto y costaba más arreglarla que comprar una nueva. La señora

nos compró una máquina de 300 dólares, desde Reno, Nevada. La señora se sacó un 10”, comentó.

En otro momento, después de un día agotador en que no habían comido,  pues han llegado a tener jornadas de hasta 12 horas, una señora de aquí de Tijuana les compró unas pizzas y se las regaló.

Y como esas, interminables muestras de cariño, solidaridad y agradecimiento.

 

Su ayuda, les ha traído satisfacciones propias

 

Para Eduardo Equihua, radiólogo, voluntario y vocero de COVID Busters, la labor que han desempeñado representa una gran satisfacción; “poder aportar un granito de arena a Tijuana, que si bien no nací aquí, sí me ha visto crecer y desarrollarme como persona y como profesionista. El hecho de poder ayudar a “prevenir“ la propagación del virus por medio de la sanitización y con ello poder salvar una o muchas vidas, me deja gratitud y esperanza para que se logre hacer conciencia, y la demás gente vea la magnitud de la situación”.

Por su parte, Ramón Cabrera, contador público que se dedica a dar Asesoría Financiera, esta labor le ha generado una satisfacción muy grande, por el simple hecho de que están aportando un poco a su ciudad. Es de Tijuana, y toda su vida ha vivido aquí, y dice que lo cierto es que: no teníamos idea de que fuera a hacerse tan mencionado y viralizado lo que hacemos, sin embargo esto ha sido muy bueno para que se replique, y aunque no solicitamos ningún tipo de apoyo económico, nos han llegado varios insumos que nos ha permitido seguir, y seguiremos con esta labor”.

“Terminar cansados, y aún tener esa sonrisa en la boca de satisfacción de haber ayudado a la ciudad, no tiene precio sin duda alguna”, concluyó Sergio.

 

 

“Lo estamos haciendo por amor a Tijuana, y por la gran necesidad de que se reactive la economía. Eso es todo lo que estamos buscando”

 

 

“Terminar cansados, y aún tener esa sonrisa en la boca de satisfacción de haber ayudado a la ciudad, no tiene precio sin duda alguna”

 

Contacto:

Teléfono: 619-249-7000

Correo: covidbusterstj@gmail.com

 

 

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta