Una rueda de la fortuna: el hipotiroidismo

Una rueda de la fortuna: el hipotiroidismo

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, son más de 750 millones de personas en el mundo que tienen algún tipo de patología tiroidea, y se cree que aproximadamente 60% lo desconoce

Por Mónica Márquez

Sonia tiene 47 años, es madre de dos niños y enfermera de profesión. Su día a día empieza a las 6:00 am y termina a las 11:00 pm si bien le va. Hace dos años, cumplir con todas las actividades planeadas en su día era casi imposible: empezó con taquicardias constantes, agotamiento extremo, depresión, subió de peso, eso sin contar que su piel se tornó seca, pálida y fría, además de lucir un cabello quebradizo.

“Sentía que me moría de tristeza y no sabía por qué, un día creí que me moriría, mi corazón latía tan rápido y después se tranquilizaba, me sentía muy cansada y ya no tenía deseos de pararme de la cama, falté dos días al trabajo, después de eso me di cuenta que algo no andaba bien. Fui al doctor y me mandaron a hacer unos análisis y el diagnóstico fue hipotiroidismo”, relató Sonia.´

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, son más de 750 millones de personas en el mundo que tienen algún tipo de patología tiroidea, y se cree que aproximadamente 60% lo desconoce.  Entre estas patologías se encuentra el hipotiroidismo, por ello Mujer Actual tuvo una charla con la Dra. Claudia G. Millán, endocrinóloga.

¿Qué es el hipotiroidismo?

Es la disminución de la producción de las hormonas tiroideas que pueden tener manifestación clínica o no. Puede ser por disfunción o ausencia de la tiroides o afectación de las glándulas encargadas de controlar la función de la tiroides.

¿Cuáles son los síntomas?

La afectación en el hipotiroidismo es multisistémica y no todas las personas presentan los mismos síntomas, ni el mismo conjunto de síntomas, pero algunos de los más frecuentes en los pacientes son:

  • Alteraciones de la memoria y cambios en el estado de ánimo que incluso pueden manifestarse como depresión, voz ronca, estreñimiento y distensión abdominal.
  • Debilidad muscular con fatiga de los mismos que puede manifestarse con dolor, calambres o rigidez.
  • Piel fría y seca con retención de líquidos.
  • Pérdida incrementada de cabello que puede llegar a la alopecia.
  • Intolerancia al frío.
  • Crecimiento del tamaño de la tiroides que puede condicionar dificultad para la deglución.
  • Disminución del ritmo cardíaco.
  • Irregularidades menstruales, sangrados menstruales prolongados o infertilidad y algunas alteraciones en parámetros metabólicos como incremento del colesterol.
  • Una ligera ganancia de peso.

 

¿Por qué se dice que padecer hipotiroidismo es como vivir una rueda de la fortuna?

Los pacientes pueden pasar por cambios a lo largo de su vida que puedan incrementar o disminuir el requerimiento de hormonas tiroideas y manifestar síntomas diversos, ya sea de hipotiroidismo propiamente, o los relacionados a exceso de hormona tiroidea cuando ya se tiene un reemplazo hormonal

¿Cuáles son las causas de la enfermedad?

La causa más frecuente en nuestro medio es autoinmunidad (autoanticuerpos contra algunos componentes de la glándula tiroides), sin embargo, también puede haber daño a la tiroides por radiación, cirugía, algunos medicamentos, infecciones virales y los relacionados a la ingesta de yodo (deficiencia), entre otros.

¿Es verdad que cuando se padece hipertiroidismo lo más probable es que en un futuro se convierta en hipotiroidismo?

Es altamente probable, ya que solamente una tercera parte de los pacientes alcanzarán remisión del hipertiroidismo solo con medicamentos, el resto de los pacientes, generalmente requieren una opción de tratamiento definitivo (como cirugía o yodo radiactivo), que en la mayoría de los casos condicionará una deficiencia o ausencia completa de la producción de las hormonas tiroideas o algunos viran a hipotiroidismo por mecanismos también autoinmunes en su mayoría.

¿Qué tan frecuente es esta enfermedad?

La enfermedad varía en frecuencia de acuerdo a la edad, siendo una prevalencia aproximada en el mundo promedio de 0.25% al 4%, incrementando la prevalencia  conforme hay más edad, presentándose por ejemplo en mujeres mayores a 40 años aproximadamente en 4 de cada 100 mujeres.

¿Es probable que una vez diagnosticada la enfermedad, con tratamiento, desaparezca?

No, salvo algunas condiciones en las que sabemos que puede ser una condición transitoria como en las tiroiditis donde el hipotiroidismo es solo una fase. En general, el tratamiento solo va encaminado a reemplazar la deficiencia hormonal que se tiene y no así curar la enfermedad, pues no se dispone hasta el momento de medicamentos que reviertan el daño tiroideo o de las glándulas que controlan a la tiroides.

¿Se puede prevenir?

En general, no hay una manera específica de prevenirlas, pero se recomienda tener aporte de yodo suficiente (no excesos o deficiencias) y evitar en la medida de lo posible exposición excesiva a estos disruptores endocrinos.

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta