El mejor frente de batalla que les ha tocado vivir

El mejor frente de batalla que les ha tocado vivir

La razón de vida: ayudar a los demás

Los soldados por la salud en Baja California

 

Por Mari Carmen Flores / periodista

 

En ellos recayó no sólo la vigilancia y custodia de las vacunas del Covid19. Firmes con mirada atenta los elementos del Ejército Mexicano, en coordinación con el equipo del sector salud del estado llevan un estricto control de cada uno de los frascos que se entregan.

En el brazo se lee “brigada de salud covid19”, pero en su rostro se refleja el deber cumplido. Porque “siempre hay que pensar si nuestro trabajo ha sido suficiente para ayudar a la población”, dijo la cabo auxiliar de enfermería Yoshira Janeth Bautista Cruz, asignada desde el Hospital Regional de El Ciprés en Ensenada para formar parte de las brigadas de vacunación en el municipio de Tijuana;  al tiempo que su compañero recuerda que desde pequeño siempre, por lo que escuchó de su padre fijó su mirada en el Ejército Mexicano. “Siempre busca tu función y razón de ser en la vida” le decía el señor Alvarado por ello ingresó como soldado y en la milicia logró concluir estudios superiores. Es el subteniente asistente de enfermería José Martín Alvarado Blancarte, dispuesto y servicial; de buen carácter “yo quería formar parte de algo grande y lo estoy logrando porque este servicio para la prevención significa mucho para el país”

Equipos divididos por grupos. Cada cual custodiados por otros elementos a las puertas o carpas donde se asignaron los lugares para la vacunación. “Los civiles en estos tiempos de contingencia requieren apoyo y nosotros estamos para servir a la comunidad. “cada día hay que ponerse pilas nuevas y salir a darlo todo. Cada acción de quienes decidimos servir a la Patria debe provocar que los ciudadanos sepan que llevar este uniforme es para responder por ellos y por México”, así la claridad de pensamiento de la joven Yoshira.

Aún los contagios siguen presentándose y el haber iniciado ya con la vacunación significa que éstos deberán disminuir y sobre todo que ya terminen los decesos. Para “Blancarte” este ha sido su mejor frente de batalla porque somos muchos, millones de soldados que participan en las brigadas y ellos al igual que yo sabemos que todo esto deberá mejorar por el bien de todos.

Navarrete, López, Martínez, Jiménez, Alvarado, Pérez llevan bordado su apellido en el uniforme son los soldados en pro de la prevención y la salud en la entidad.

No rompen las reglas. Son disciplinados y explican cada paso a quienes se formaron para que ellos, los uniformados les pusieran su primera dosis.  “es lo mejor, dijo la señora Leonor de Herrera, una mujer de 101 años de edad a quienes vacunaron. Ellos sí saben lo que hacen”. La “grand-mamá” le dicen posó para la foto con los militares. No es el plan DNIII de los desastres naturales. Los militares salvaguardan a la Patria. Ahora con su área médica y de enfermería, además de la custodia de las vacunas, reiteran que la razón de ser de un soldado “es ayudar y estar al frente de batalla protegiendo a los ciudadanos”.

 

*El autor es Periodista.

 

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta