Cómo adaptarse para evitar sufrir en cada momento

Cómo adaptarse para evitar sufrir en cada momento

Si tienes apertura de pensamiento, tolerancia para escuchar y bajas la guardia sin sentirte  agredida o agredido, actuando con sabiduría para iniciar a modificar y trabajar en ti primero, las cosas cambiarán en tu vida y a tu alrededor

 

Por Rocelia Ramos

Alguna vez te dijeron… ¡Ya deja de llorar y ser tan sensible! Me he dado cuenta que ahora más que nunca vemos a muchas personas abrumadas, tristes, molestas, confusas, estresadas y, por lo tanto, frustradas con las situaciones que enfrentan a cada momento, su grado de tolerancia es mínima, sufren por muchas situaciones a su alrededor, existen más roces entre familiares, parejas, amigos, vecinos, entre compañeros de trabajo, socios, el líder con sus equipos de trabajo, el cliente con las empresas y viceversa.

¿En algún momento te comparas con otras personas y te frustras al pensar que eres  diferente y que no sabes por qué tú sufres más?

En todo el mundo aumentó la sensibilización de las personas y más en la pandemia, si ya se venía notando por las crisis, este vino a arrastrar con las personas sin entender cómo adaptarse y por qué sufrían más que otras en todo su entorno.

 

¿Cuál es la explicación a todo esto que nos pasa? 

Escuchaste alguna vez que tu personalidad tienen mucho que ver para aprender a adaptarte ante las situaciones o personas, que si te conoces y sabes quién eres sabrás cómo enfrentar tu vida para evitar sufrir o hacer sufrir a los demás.

Cada vez que entro a las empresas a dar el programa desarrollo de líderes, veo las personalidades y todos son diferentes para adaptarse o entender al otro.

Si tienes apertura de pensamiento, tolerancia para escuchar y bajas la guardia sin sentirte  agredida o agredido, actuando con sabiduría para iniciar a modificar y trabajar en ti primero, las cosas cambiarán en tu vida y a tu alrededor, permitiéndote adaptarte a cada situación cambiante o estresante y hasta para saber manejar las situaciones con las personas que  enfrentas cada día.

 

Más personas y líderes se informan a cerca del rasgo “PAS”

✔ Tú o tu gente lo tiene y no te has dado cuenta, por eso sufres más al convivir.

✔ Es fundamental conocer y ser consciente, de las sensibilidades que existen para  saber adaptarse a las necesidades psicosociales en cada momento.

✔ Para evitar sufrir roces con la gente y poder convivir de un modo más empático, con  el entorno en general.

✔ Si te conoces, sabrás cómo mejorar y cambiar, para tener un mejor liderazgo. Conócete primero cómo eres.

✔ Sabes si eres una persona súper sensible.

✔ Tus momentos críticos o molestos.

✔ Elegir tu conducta para afrontar situaciones que te incomodan.

✔ Cuál es tu genética, personalidad, temperamento y carácter.

✔ Un verdadero liderazgo tiene sabiduría y humildad para aceptar sus condiciones,  emociones, limitaciones, fisiología y psiquis.

 

Nuestra personalidad cambia

Es importante entender que nuestra personalidad va cambiando y mejorando con el tiempo, es el patrón de pensamientos, sentimientos y conductas que tenemos ante la vida,  aprendemos a medir la tolerancia, tener confianza en uno mismo, nuestra sensibilidad  social y liderazgo mejoran, a esto se le llama madurez, claro está, depende también de  cómo te sigas preparando en tu desarrollo personal, mental y emocional, hasta llegar a ese  punto de equilibrio que necesitamos todos.

 

Pero ¿qué es el rasgo “PAS”? 

“PAS” significa: “Personas Altamente Sensibles”, por lo regular son personas que tienen un sistema neurosensorial más desarrollado que el resto de la población, captan a su alrededor más que una persona con sistema normal, por esa razón les afectará cualquier  situación en su vida. Por mucho tiempo me preguntaba por qué sufría en mi adolescencia con situaciones que a otros no les afectaban, desde ver una persona minusválida, pidiendo limosna, a un niño en la calle, desacuerdos entre la gente, discusiones, cambios constantes,  etc.

Aprender a manejar la vida con las diversas de personalidad que llegan a tu vida y a la vez entender a otras para saber cómo tratarlas.

Cuando no sabes si una persona es “PAS”, puedes provocar bajar la autoestima sin que  lo sepas, a través de la forma como te expresas de ellas y viceversa, cuando tú no sabes  que eres una persona “PAS”, no sabrás cómo manejar cada situación que viene a tu vida para adaptarte y evitar sufrir.

 

Personas Altamente Sensibles

Las personas altamente sensibles tienen estos rasgos: son empáticos, evitan conflictos, son detallistas, se asustan con facilidad, son perfeccionistas e intuitivas, tienen la necesidad de caer bien, se sienten agobiados cuando hay mucha gente alrededor, muchas veces se sienten incomprendidos y viven la vida con mucha emocionalidad, su manera de experimentar la felicidad, tristeza, alegría, injusticia, etc. es muy intensa.

La doctora Elaine Aron (1944) en la década de los 90, llegó a la conclusión de que  aproximadamente un 20% de la población es Highly Sensitive Person (HSP) es decir,  altamente sensible.

También tiene sus beneficios o dones como lo llama la doctora Elaine Aron. Son personas muy creativas, viven más intensamente el amor, disfrutan más de los  detalles de la vida, les gusta la soledad para hacer sus cosas favoritas, como leer, la  música, el arte, en fin, ser diferentes es respetar que cada uno va a su ritmo, tu conocimiento  en tus emociones exige que tengas herramientas para protegerte y saber vivir la vida con la persona que eres, con las diferencias que tenemos como seres humanos, porque  siempre alguien te dirá ¡Eres muy sensible!

¿Tú eres una Persona Altamente Sensible o conoces a alguien así? Me encantará leerte y conocer tu sentir.

 

*La autora es de la firma “Punto de Equilibrio”, coach empresarial y autora del libro Best Seller “Cómo transformar tu vida y profesión con éxito”.

 

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta