Reglas para el buen mantenimiento de tu hogar (Parte 4)

Reglas para el buen mantenimiento de tu hogar (Parte 4)

Lograr que tus muebles y flores artificiales luzcan como el primer día que los compraste nos es una tarea difícil y mucho menos costosa. Mujer Actual te ofrece algunos tips para que les des el debido mantenimiento y permanezcan siempre en perfecto estado.

Deja tus flores artificiales como nuevas

Las flores son un excelente detalle que brinda agradables sensaciones visuales a tu hogar. Una opción duradera y  económica es las flores y plantas artificiales, que no requieren de muchos cuidados y sí le aportan vida y color a cada rincón.

 

 

Las flores artificiales tienen la ventaja de no necesitar un cuidado especial como las especies vivas y lucen igual de bien en cada uno de los espacios donde las ubiques, como si se tratara de flores naturales, aunque es necesario que les des mantenimiento si realmente deseas que siempre luzcan como nuevas y no opacas y sucias.

Muchas veces, ponemos estas flores en un florero o recipiente y ahí duran meses, sin percatarnos que tienen polvo y hasta telarañas, casi nos piden a gritos que les demos mantenimiento. Por eso, antes de proceder a lavarlas, debes retirar todo el polvo y demás residuos con un plumero o con un trapo.

Es muy importante que te asegures que son lavables antes de proceder para no echarlas a perder. Mételas a remojar en agua con jabón y algo de detergente durante unos diez minutos para eliminar los residuos más rebeldes, luego enjuágalas y sécalas con un trapo, cuidando no arruinar la pintura.

Si las flores no son lavables, lo único que debes hacer es colocarlas dentro de una bolsa con sal fina y sacudirlas fuertemente para que se limpien por completo. Si sigues estos sencillos consejos, tus flores artificiales lucirán siempre hermosas.

Limpia tus muebles de madera

Los muebles de madera le dan un aspecto confortable y cálido al hogar, aunque es importante darles el debido mantenimiento para que no luzcan deteriorados y den el aspecto de un hogar descuidado.

Para darles mayor vida, el primer paso es quitarles el polvo con un paño suave y si lo deseas, puedes usar una crema para muebles de madera. Si notas rasguños, te recomendamos usar los productos reparadores de madera, que tapan sin dejar rastro. Los spray o abrillantadores sacan brillo al mismo tiempo que arrastran el polvo y tapan las manchas.

Cuando el mueble de madera está trabajado con pintura o barnizado, lo puedes limpiar con agua jabonosa, aclarar y secar. Los muebles laqueados límpialos con un paño húmedo y con abrillantador para sacar las marcas de dedos. Los que tienen terminaciones doradas sólo los puedes limpiar con el plumero porque son muy delicados.

Nunca falta un accidente sobre los muebles de madera, por lo que si les llega a caer agua es muy importante que de inmediato la elimines con papel de cocina, esto impedirá que penetre en la madera. Para sacar la mancha frota con un estropajo de acero muy fino y pasa cera. En los muebles encerados, las manchas de alcohol las puedes quitar con un paño con esencia de trementina y luego hay que volver a encerrar.

Comentarios

comentarios