¡Porqué es importante que los niños lean!

¡Porqué es importante que los niños lean!

ESPECIAL REGRESO A CLASES

 

 

Por Redacción Mujer Actual

 En la era digital, en que los dispositivos electrónicos son prácticamente dominados por cualquier niño pequeño, es muy difícil motivarlos a la lectura, sobre todo si nunca les ayudamos a que tuvieran el hábito de leer.

¡Ay no, qué aburrido!, ¡me da sueño!, ¿para qué leer, sí puedo ver una película de Netflix en el celular o en el IPAD? Esas son las respuestas que escuchamos de ellos, aunque se parecen a las de nosotros los adultos ¿no? Así que primero, seamos concientes de que predicamos mejor con el ejemplo, pero bueno….

 

¿Por qué es importante leer?

Es fundamental, porque la lectura es la ‘bendita llave’ que abre la puerta a la riqueza del conocimiento y de la información, tanto general y especializada; permite adentrarnos a la multiculturalidad en un mundo cada vez más globalizado.

 

Beneficios mentales

Pero según los expertos, hay beneficios mentales. Según el artículo de investigación, “El beneficio encubierto de leer”, de la revista Mente y Cerebro No.° 47/ 2011 – Págs. 36 – 41.

  • Agudiza la astucia
  • Retarda la aparición de los síntomas de demencia si se lee frecuentemente.
  • Estimula la percepción.
  • Estimula la concentración.
  • Estimula la empatía.
  • Se activan regiones cerebrales que propician procesos de imaginación a partir de los acontecimientos de la narración, y vienen a la mente recuerdos y confrontaciones con experiencias personales.
  • Incentiva la memoria
  • Amplia el vocabulario y mejora su lenguaje.
    Mejorará su capacidad de abstracción.

 

¿Y qué tiene que ver esto con la escuela?, ¿por qué es importante que los estudiantes adquieran el hábito de la lectura?

  • Tras investigaciones en la materia, que se publican también en el artículo anterior, se encontró que los estudiantes exitosos poseen mejores habilidades de expresión, lectura y lenguaje.
  • Además, se incrementa la capacidad de concentración, análisis e interpretación de textos.

 

  “Leer es para la mente lo que el ejercicio físico es para el cuerpo”.

Joseph Addison

 

Entonces, convencidos ya de la importancia de la lectura, ¿cómo es que podemos motivos a nuestros pequeños a leer?

Aunque resulte increíble, se recomienda poner a los niños en contacto con la lectura desde que tengan un año de edad aproximadamente. Que los cuentos tengan grandes imágenes y poco texto, y que seas tú el que les lea o cuente la historia.

Dedicarle tiempo para leer tendrá beneficios fundamentales en la formación de este hábito, e incluso se tienen beneficios sociales, de empatía y comunicación, al acercarte más a tu pequeño:

  1. Se enriquece la relación adulto-niño
  2. El niño se familiariza con los textos y buscará imitar a sus padres, cuando llegue al colegio, la lectura le parecerá una actividad necesaria e interesante.
  3. Le permitirá al niño ampliar y organizar su universo

El hábito y la formación se irán perfeccionando en la vida de tu pequeño si empezaste correctamente desde que estaba chiquito.

 

¿Qué hay que tomar en cuenta?

  •  El lector principiante necesita un texto a la medida de sus capacidades, adaptado a su sensibilidad, y  que tome en cuenta su lenta progresión.
  •  Hay que motivarles con la lectura-placer que es un magnífico entrenamiento para posteriormente entender y apreciar los libros de texto.
  •  Hay que dejar al niño elegir las lecturas, pues si no termina un cuenta, tal vez sea porque no le parece interesante y no tanto por aburrimiento o flojera.
  •  Para impulsar a un lector que empieza, es muy importante conocer sus gustos, para poder sugerir la lectura.
  •  Cuidado con confundir la lectura escolar, que es un ejercicio de progresión, con la lectura-placer, pues en ésta, interpretar mal el sentido del texto, no afecta ni importa, y él solo se corregirá.
  •  Leer siempre a cierta hora y con periodicidad, le ayudar a formar hábitos. La cita periódica y puntual con la lectura-placer es muy positiva.

 

Así que empieza a formar a tus hijos en la lectura; siembra en ellos, y poco a poco cosecharás un mejor aprovechamiento escolar de su parte, una mayor empatía entre tú y él, y además, se cimentarán bien las bases para cuando esté ejerciendo alguna profesión: que siempre tenga sed de evolucionar y de tener una educación continua a través de los libros.

Comentarios

comentarios