Nutrición y Fertilidad para ser un próximo papá

Nutrición y Fertilidad para ser un próximo papá

Por Dra. Paola Cota Fernández

Hoy en día estamos expuestos a muchos contaminantes que han generado un aumento en la esterilidad. Por ello, es muy importante que ambos padres tengan una nutrición equilibrada, sobre todo, cuatro meses antes de concebir.

Los alimentos cuyos nutrientes son los más importantes para la concepción son: pescado, vegetales y granos enteros para tener un espermatozoide más activo.

Es muy necesario además, ingerir alimentos altos en vitamina C y Zinc, que te ayuden a mejorar la movilidad de los espermatozoides. Se requieren diariamente 1000 mg de vitamina C para evitar que los estos se peguen entre sí, y prevenir así riesgo de infertilidad. Si fumas trata de incrementar la ingesta de vitamina C o toma un suplemento de ésta.

En algunos casos, la falta de Zinc puede favorecer la impotencia, por ello es importante que consumas mayor cantidad de los siguientes alimentos que lo contengan: ostiones, ostras, carne tipo ternera porción magra, frijoles hervidos o granos enteros y carne de pollo oscura. Es importante también ingerir más lácteos, nueces y huevo.

Otros de los alimentos benéficos para el espermatozoide pues lo protegen de daño celular y los mantienen fuertes y móviles, son las frutas y vegetales como fruta seca: arándanos y vegetales verdes.

Por otro lado, la vitamina A evita el conglomerado de espermas y la que encuentras en los siguientes alimentos: naranja, tomate, toronja, brócoli.

Diariamente también requieres un buen aporte de vitamina E que puede encontrarse en: el germen de trigo, elote, nueces, semillas, aceitunas, espárragos, espinaca, y otros vegetales de hoja verde.

También es importante que diariamente recibas un aporte de vitamina B y ácido fólico (400 microgramos). Incorpora en tu menú cereales fortificados, lechuga de hoja verde, cítricos, y no está de más que ingieras un multi vitamínico unos meses antes.

Toma en cuenta que una dieta alta en grasas trans puede también alterar el número de espermatozoides en el semen, para que lo evites.

También el que bebas alcohol puede interferir con la calidad y cantidad de espermatozoides requeridos para una concepción. Una bebida ocasional no afecta, pero el tomar vino, cerveza y licor diariamente reduce tus niveles de testosterona y el conteo de espermas, y aumenta el número de espermatozoides anómalos en una eyaculación.

Trata de realizar diariamente una rutina de ejercicios. Además es importante que evites el tabaquismo, limita tu ingesta de alcohol, y evita tu exposición a toxinas ambientales. Compra productos orgánicos libres de pesticidas o fertilizantes químicos, de esta manera evitarás la producción de radicales libres que dañan el espermatozoide. Recuerda que la responsabilidad de ser padre, se asume desde la planeación de la concepción y el compromiso a estar más sano antes de dar vida a otro ser.

*La autora es médico general y Máster en Nutrición*

 

Comentarios

comentarios