Las parejas “tal para cual”

Las parejas “tal para cual”

 

 

 

Por Psic. Mayra Medina De Hijar

Quizás ustedes han conocido parejas que son tan iguales en su forma de enfrentar la vida, siempre en un sentido de evolución y crecimiento juntos, apoyándose y aprendiendo, al grado de que su presencia nos inspira para mejorar en nuestras propias relaciones (¿a algunos les causarán envidia?).

Sin embargo hoy hablaré del “lado B”, de la antítesis, me refiero a esas parejas que son tan iguales pero nocivamente hablando, que verlos convivir nos hace valorar tanto lo poco o mucho que en nuestra pareja pueda existir o si se es soltero, desear seguir así para siempre.

Todo es negativo

Para estas parejas no hay restaurante, película, clima, mosca, género musical, persona o algo en el espacio de lo que no se quejen. Parece que tienen un filtro sensorial que deja pasar lo peor de lo peor. Si es poco lo exageran, si es mucho no es suficiente, si es bueno lo envidian y lo rumorean: “no es para tanto”.

El tiempo pasa

Mientras están insatisfechos de todo, buscan cosas que los relajen de este mundo caótico en el que sólo ellos saben cómo vivirlo bien, pero no como un descanso lógico y saludable, me refiero a actividades nada productivas como parte de su cotidianidad. Mirar por ejemplo el horizonte de la televisión sin pensamientos ni proyectos que mejoren su calidad de vida, alimentarse insanamente o mantener algún vicio común. Total desbalance entre el trabajo y el placer.

Mañana se verá

La vida es hoy, no hay plan ni futuro, si les gusta lo compran, si ven otra cosa mucho mejor se enojan, devuelven y compran nuevamente, o peor aún, se quedan con las dos cosas. En pocas palabras: toman decisiones impulsivas y no miden consecuencias.

¡Todo bien!

En reuniones comparten sus proezas, logros, adquisiciones, mintiendo un poco aquí otro poco allá, creyendo que no es notorio. Si alguien se atreviera a sugerirles algo, o corregir algún dato, no lo aceptan y si la presión del público es mucha hacen que no escuchan cambiando de tema con magistral facilidad.

Tiran la toalla

Cuando la situación ya requiere de su esfuerzo y compromiso, simplemente lo abandonan argumentando que es ridículo o poca cosa y se van en busca de algo mejor, digno de ellos. Generalmente optan por cosas fáciles, rápidas y baratas. A menor esfuerzo mayor su placer.

Si has visto o conoces parejas así no las juzgues ni creas que está en ti cambiarlas, eso no las hace malas ni buenas, funcionan y mientras coincidan así, no tienen que quitarte el sueño. Convive con naturalidad tomando nota para que aprendas y busques, si así lo consideras, la forma más productiva y responsable de ser competente en tu vida y como
pareja también.

Si acaso te identificaste en alguno o todos los puntos, primeramente felicidades por reconocerlo, estas en el camino de decidir algo diferente. ¡No tires la toalla!

Y si has leído hasta acá y estas convencido que todo esto son charlatanerías de una servidora, que el tiempo de lectura lo perdiste sin ver tu programa favorito y que nada de esto tiene que ver contigo ni tu pareja (excepto el
primer párrafo del artículo). Totalmente de acuerdo, ¡tú, todo bien!

 

La autora es Licenciada en Psicología Familiar.

Psicoterapeuta Familiar y de Pareja.

www.psicofamiliaypareja.com

www.facebook.com/psic.mayra.medina

Comentarios

comentarios