Kurt Honold Morales, forjando el futuro de Tijuana, y honrando a sus fundadores

Kurt Honold Morales, forjando el futuro de Tijuana, y honrando a sus fundadores

Kurt Honold Morales, forjando el futuro

de Tijuana, y honrando a sus fundadores

 

No sólo es un empresario de renombre en la ciudad, que ha hecho cosas importantes en COTUCO o CANACO, en la Asociación Pro-Bomberos, o como alcalde de Tijuana, sino que se ha esmerado en mentorear a jóvenes talentosos, además de honrar en vida, el legado de quienes han forjado lo que hoy es Tijuana.

 

POR ANA PATRICIA VALAY

 

Determinante, decidido, cálido, y con una riqueza de espíritu que de inmediato deja entrever, así es Kurt Honold Morales, presidente del Consejo Coordinador Empresarial de Tijuana, a quien por buscar lo mejor para su comunidad, le ha tocado estar en puestos de jerarquía que le han colocado en los reflectores, a pesar de buscar huir del protagonismo.

Con la sonrisa que le distingue, Kurt nos dejó conocer un poco más del ser humano, más allá del empresario que desde hace años vemos como uno de los pilares importantes de nuestra querida Tijuana.

 

Un poco de su historia

Kurt nació en la ciudad de México, pero desde pequeño llegó a tierras baja californianas. “Me toca vivir en muchos estados de la república porque mi papá trabajaba en Woolworth y le tocó abrir varias tiendas, y por eso vivimos en varios lugares, y nos regresamos a Tijuana, y luego mi papá puso tiendas de perfumería y luego se fue a Mexicali y puso las tiendas Honold, y ahí estudié desde la primaria hasta graduarme de Contador Público en CETYS”, nos comenta.

Una vez que egresó de la carrera, tuvo un ofrecimiento de trabajo que lo trajo a Tijuana donde ha permanecido. Aquí conoció a su bella esposa María Elena, Tati, de quien Kurt no oculta el gran amor y admiración que le tiene.“No nada más es mi esposa, es mi mejor amiga y es mi consejera. Cuando platico con ella siempre me pone en orden. Cuando ando desubicado es la qué me dice: ‘no, estás mal aquí, estás mal acá’, y siempre le hago caso. Gracias a mi esposa soy lo que soy”.

Tienen dos hijos: “Mi niña, bueno, ya es toda una mujer, quien me hizo abuelo y espera a mi segundo nieto, y mi hijo que está trabajando en la CDMX”.

 

—¿Cómo influyó tu formación en lo que hoy eres?

—Mucho. Mi formación viene de una religión católica muy profunda. Mi papá siempre ha sido muy católico, y los valores y principios siempre fueron muy importantes. Mi papá nos enseñó la cultura del trabajo. Desde muy chico nos llevaba a mis hermanos y a mí, a trabajar a los negocios, y aprendimos desde abajo cómo se gana un peso. Nos ponía a barrer y trapear, a subir y bajar apartados, a hacer los cortes de caja, a ir de compras con él.

—Y en vacaciones, en lugar de estar con los amigos corriendo o haciendo travesuras, nos teníamos que ir en la mañana a trabajar con mi papá, y después de la comida ya nos íbamos a jugar, y cómo mis amigos tenían moto y nosotros queríamos una, nos decía: “está bien, gánate la moto, y nos hacía creer que con lo poquito o mucho que trabajábamos, nos la estábamos comprando. Así aprendí la cultura del trabajo y la disciplina, y levantarse temprano, porque, pobre de ti que no te levantaras a tiempo para irte a trabajar.

 

Un nombre que cuidar

“El que remató mi formación fue mi abuelito. Cuando me vine titulado, viví unos meses con él, y me enseñó muchas cosas. Me decía que tenía que ser siempre puntual, porque a la otra persona que vas a ver o recibir, si no eres puntual, le estas quitando su tiempo, que la puntualidad es parte de la cortesía de cualquier ser humano”.

Cuando le dije que sería papá, me preguntó, “¿y qué le piensas dejar de herencia a tu hija?”, y yo le decía: “¿la educación?, ¿dinero?, ¿una casa?, y a todo respondía que no. “No, pues no sé”, le dije…” tu nombre”, me contesta, “cuida tu nombre para que se lo dejes de herencia a tus hijos”. Eso fue lo que más me impactó y me movió el tapete.

 

Apoyo a los jóvenes, honor a las pasadas generaciones

Kurt siempre está preocupado por ser un apoyo en consejo y guía de las nuevas generaciones, y por ello es consejero de CETYS Universidad. Pero además, no se olvida de quienes han sido un ejemplo de trabajo, de esfuerzo y de visión, instituyendo en CCE, el galardón al Mérito empresarial que por primera ocasión se entregó a: Don José Galicot Remar, Don Luis Agustín Cetto, Don Salomón Cohen, y a los hermanos Fimbres Moreno. “Era importante no sólo reconocer a estos forjadores sino enseñarles a las nuevas generaciones que el éxito de cualquier persona viene a base del trabajo, a base del esfuerzo, de los principios, de los valores, del tiempo, de la pasión, de la evolución, de la innovación, etc. de tus negocios.

Sin lugar a duda, con su visión, su guía y su ejemplo, Kurt Honold Morales está dejando no sólo un buen legado y un bueno nombre a sus hijos, sino también a las nuevas generaciones.

 

En Breve…

  • Libro Favorito: La Biblia.
  • Mayor Fortaleza: No me rajo hasta que termino.
  • Mayor Debilidad: Mi nieto, y viene otro. es lo máximo ser abuelito.
  • Frase Destacada: “Haz lo que te apasione, y nunca trabajarás un día más en tu vida”.

Comentarios

comentarios