Hospital de la Mujer y el Niño 25 años de brindar bienestar a los tijuanenses

Hospital de la Mujer y el Niño 25 años de brindar bienestar a los tijuanenses

Por Lizeth García Peña

Hace 25 años, cuatro médicos hicieron su sueño realidad de construir un hospital dedicado especialmente a las mujeres y a los niños. A lo largo de ese tiempo el lugar ha logrado consolidarse como el mejor en la atención de pacientes, y ser parte de los íconos que representan y dan identidad a nuestra ciudad.

El Hospital de la Mujer y el Niño inició con la visión de ofrecer una atención especializada a mujeres y niños, bajo la dirección de los doctores Alfredo Terreros, Marco Antonio Rentería, Agustín Escobar Fematt y José Luis Gaitán.

“Esto se inició hace 26 años, con la oportunidad de comprar un terreno en la Zona del Río para construir un hospital materno-infantil, porque somos dos pediatras y dos ginecobstetras, y la idea era dar servicio a tanto a mujeres como a niños”, recordó el doctor Alfredo Terreros, fundador de la clínica.

“No había ningún centro hospitalario con ese enfoque”, recordó el pediatra, “todos los centros abarcaban prácticamente todas las áreas y la idea era exclusivamente atender a la mujer y a los niños”.

Terreros explicó que en 1989 se dio la coyuntura para construir el hospital, y para el 29 de noviembre de 1990 inició operar y ofrecer los servicios. Desde ese momento, el edificio creció en su infraestructura, personal y con el tiempo se fueron extendiendo a otras especialidades.

“Fuimos adquiriendo prestigio a base de buena atención, crecimos en el aspecto de infraestructura, ampliamos nuestras instalaciones, las mejoramos y ahora estamos llegando prácticamente al cuarto de siglo, es una fecha muy significativa para nosotros”, agregó.

Crece el servicio

El Hospital de la Mujer y el Niño nació con el enfoque de atender a estos dos sectores, y toda la infraestructura estaba diseñada para ellos, así como su personal estaba entrenado para la atención especial. Con el tiempo se fueron sumando otras áreas médicas y servicios.

Actualmente, además de pediatría y ginecología, el hospital también ofrece especialidades de traumatología, cirugía pediátrica dental, cardiología, cirugía general y plástica, urología, además de servicios de rayos x y laboratorio.

Amor y honestidad

El amor a la medicina, la honestidad, el respeto al prójimo, han sido los valores que han guiado al Hospital, y que les ha permitido consolidarse, dijo el doctor Terreros.

“Desde el punto de vista profesional, hemos tenido muchas satisfacciones. Cuando eliges ser médico el propósito es servir a nuestro prójimo, siempre con honestidad, con dedicación y con muchos deseos de ayudar, si eso se consigue, es una satisfacción muy particular”, expresó el médico.

“El ver un paciente muy enfermo y hacer un diagnóstico preciso y un tratamiento adecuado, el resultado debe ser que el paciente se recupere y ver eso es un aliciente para seguir atendiendo pacientes y dar lo mejor de sí”, destacó Terreros.

“Ver a tus pacientes bien, recuperados, eso solo se obtiene con la práctica de la medicina honesta, con amor a la profesión, y respeto al prójimo”, añadió.

Actualmente, los descendientes de los fundadores son los que dirigen este icono arquitectónico de nuestra Tijuana.

 

Ubicación: Diego Rivera No. 2312, Zona Río, Tijuana, BC

Tels. 215-6464, 215-9149, 634-2675 y 634-2878

Página web: hmn.com.mx

 

Especialiades:

Pediatría

Ginecología

Traumatología

Cirugía pediátrica dental

Cardiología

Cirugía general

Cirugía plástica

Cirugía laparoscópica

Urología

 

Servicios:

Rayos X

Laboratorio

Comentarios

comentarios