El estrés afecta los dientes

El estrés afecta los dientes

SALUD ACTUAL

 

 Por Ana Patricia Valay

Vivimos en un mundo cada vez más estresante por la competitividad en las empresas; el tráfico desbordante de las calles de Tijuana; las tareas, los exámenes, las exposiciones frente al grupo;  y la economía difícil.

 

¿Pero sabías que el estrés afecta tus dientes?

Eso es lo que pocos sabemos, y además, de que no sólo estos sufren desgaste sino que puede provocar contracturas musculares, y se generan malas posturas.

 

Consecuencias de apretar los dientes por estrés

 

“Cuando los pacientes no saben manejar las emociones, cuando no las saben canalizar, inconscientemente están apretando los dientes, y todo lo que es el sistema cráneo-cérvico-mandibular se ve afectado, porque al estar apretándolos, los músculos cambian la tonicidad, y todo esto es causa que la cara y el cuello se contracturen”, afirma la Dra. Lucy Lilian López con una especialidad en Ortodoncia, y un diplomado Roth Williams con una sub-especialidad en la articulación en forma mandibular y la ortodoncia.

 

La especialista como pocos, quien tiene su consultorio en SIMNSA, afirma de las consecuencias de no controlar emociones y apretar los dientes.

“Cambia la tonicidad de los músculos y se empiezan a crear malas posturas,

y cuando esto sucede, las primeras siete vértebras se ven afectadas; después empiezan a tener dolores en la cadera o en las rodillas”.

Además empieza a darse la falta de concentración porque cuando están afectadas las vértebras, no recibimos la suficiente oxigenación, y también tenemos problemas de retención.

Incluso la persona pierde la armonía y simetría de su cuerpo, y de pronto la comisura de los labios, tiene un lado más abajo que el otro, una oreja estámás alta, y un hombro más arriba que el otro.

 

¿Pero cómo saber si padezco de esto?

De entrada si conociéramos más nuestro cuerpo, si fuéramos más observadores y no justificáramos todo o decidiéramos vivir con dolor, eso ayudaría, pero por ello, vamos a decirte cuáles son los síntomas para saber si tenemos ya un problema con nuestros dientes.

 

Síntomas

  • Se pierde la sustancia dentaria y los dientes se vuelven muy sensibles al  frío, al calor, a comer dulces.
  • Lo más grave, es que hay personas que incluso pierden toda sensibilidad. Es decir, tienen el diente súper desgastado pero dicen no sentir nada cuando mastican lo arriba mencionado.
  • Se llegan a tener dolores intensos de cabeza
  • Se siente cansancio por las mañanas, cuando se supone que después de dormir es cuando estamos más despiertos y con energía.
  •  Presentan dolor de cuello, que es cuando las 7 vértebras se afectan.
  • Presentan dolor de espalda.
  • Presentan fatiga y agotamiento a lo largo del día.

 

Recomendación

Si tú, o tu hijo adolescente, o tú niña(o), o tu padre o madre ya en la tercera edad, presentan alguno de estos síntomas, acude con un experto a consulta, para que te haga un diagnóstico. El procedimiento es muy sencillo, sólo se necesitan radiografías.

 

Tratamiento

“Cuando inicio el tratamiento, son unas férulas las que utilizo para desprogramar a los pacientes. La utilizan por tres meses, no se la quitan para nada, para que amortiguan la fuerza de la mordida, y eviten que los músculos se contracturan, y por el contrario los descontracturan”, afirma la Dra. Lucy Lilian López, y agrega.

“Yo no trabajo sola, les doy mi diagnóstico y ellos van con un fisioterapeuta. Cuando terminan el tratamiento por tres meses, empiezo a reparar los dientes que están desgastados, les devuelvo a dar forma para que vuelva su función”, afirma.

 

—¿Y si no se atienden que puede pasar?

—Cuando ya tienen pérdida de hueso, pues ya es más profundo el tratamiento. Hay que hacer extracciones pues para poner la férula tiene que haber movimiento, tiene que haber contacto entre los dientes. Si la persona está desdentada, no puede ponerse la férula.
—Así que les tengo que devolver la función de cómo debe masticar correctamente para que no siga contracturando la musculatura. Pero a veces dicen: Ya tengo toda la vida con esto. ¿Ah sí? les digo. Pues usted me dice, y le ponemos un plastiquito transparente de acetato encima de sus dientes para evitar que estos se sigan desgastando, pero no se corrige el problema.

 

Así que la recomendación es no permitir que nuestros dientes se sigan desgastando, aprender a controlar nuestras emociones, pero si ya se tienen los síntomas, ir con el especialista para un diagnóstico, y no dejar que el problema avance.

 

Contacto

  • Facebook: Del Río Dental Care

 

Comentarios

comentarios