“Discriminación en la escuela”  

“Discriminación en la escuela”   

TUS HIJOS

 

Por Mayra Medina De Hijar

Solemos rechazar lo que no conocemos. La discriminación no es un fenómeno social nuevo, ya que a lo largo de la historia se ha relacionado de manera muy cercana con aspectos como: pobreza, marginación e ignorancia. Discriminar no permite que las personas nos desarrollemos sanamente de acuerdo a nuestras capacidades.

 

¿Qué discriminamos?

Todo aquello que consideramos “diferente” o “apartado”, en función de: la raza, nacionalidad, creencias religiosas y políticas, situación económica, ejercicio de la sexualidad, edad, salud, discapacidades y género.

¿Quiénes discriminan en la escuela?

Pueden ser el gobierno, los maestros, los padres así como los propios alumnos.

– GOBIERNO, cuando no hay una distribución equitativa de recursos para todas las escuelas.

– MAESTROS Y DIRECTIVOS, en cuanto a la atención que dan, por ejemplo: la calidad y distribución del tiempo para todos; se discrimina por grado de dificultad (los aplicados y los que no, los favoritos, etc.), por conducta, nivel de atención, etc.

– PADRES DE FAMILIA, exigiendo un trato especial, la distinción de su hijo sobre otros, el uso de poder, la discriminación en casa, etc.

– ALUMNOS, ellos discriminan separando del grupo al compañero que no les agrada o no coincide con sus ideas, su aspecto, gustos o capacidades.

 

Formas de discriminación

Se presenta en forma de burlas, insultos, abusos o exclusión en cada uno de estos aspectos:

– ASPECTO FÍSICO (sobre el cuerpo, la complexión, la piel, los rasgos faciales, la movilidad, etc.)

– ASPECTO PSICOLÓGICO (sobre los tímidos, los retraídos, por la forma y tono al hablar, por su entorno familiar como: niños adoptados, hijos de padres solteros o de padres homosexuales, etc.)

– GÉNERO (contra las niñas, los niños, maestras, maestros, los señalados como “gays”, “marimachas”, etc.)

– DIFERENCIAS POR GRADO ESCOLAR (contra compañeros de grados menores y su propiedad privada)

– ASPECTO ECONÓMICO (sobre los niños pobres y los no tan pobres)

– DIFERENCIAS SOCIOCULTURALES (por etnia, hacia los niños responsables y cumplidos, etc.)

 

Alternativas de cambio en la escuela

– No ignorar ni pasar por alto cualquier forma de discriminación.

– Fomentar el trabajo en equipo de manera alternada, evitando la separación por “grupitos” fijos.

– Informar e involucrar a todos los responsables de la educación del niño, incluyendo al pequeño.

– Informarse sobre enfermedades o discapacidades que afecten a los niños para poder ayudarlos, involucrando a los compañeros y al resto del personal escolar.

– Crear espacios para la expresión, diversidad, equidad, e igualdad de oportunidades de tal forma que todos ejerzan su derecho de aprender.

 

TOMAR EN CUENTA

La clave para evitar la discriminación es sin duda: INFORMARSE y ENSEÑAR con el ejemplo, tanto en casa como en el aula. Basar la educación poniendo énfasis en los valores más su práctica activa, no sólo significa formar integralmente a los niños como alumnos, sino como personas.

Los adultos tenemos la obligación de vigilar proactivamente a nuestros hijos para que su camino hacia la adultez sea digno, seguro, respetado y realmente lleno de amor. Si quieres un mundo libre donde tus hijos se desarrollen sanamente, comienza por aprender a no limitar ni anular los derechos de los demás.

 

La autora es Licenciada en Psicología Familiar.

Psicoterapeuta Familiar y de Pareja.

Diplomada en Tanatología.

www.psicofamiliaypareja.com

www.facebook.com/psic.mayra.medina

Comentarios

comentarios