A 55 años del Monumento al Libro de Texto Gratuito

A 55 años del Monumento al Libro de Texto Gratuito
POR GLORIA VALDEZ

¿Qué recuerdos vienen a tu mente cuando piensas en la primera vez que te regalaron un libro?

¿Recuerdas el libro con el que aprendiste a leer en la escuela? ¿Cuál era tu favorito?

El mío era el de español, uno de color rojo con el retrato de Sor Juana Inés de la Cruz en la portada. También me encantaba el Atlas Mundial, aunque nunca cupiera en la mochila, pobre… al final terminaba con todas sus esquinitas dobladas.

Probablemente ya los has olvidado o quizás aún los tienes guardados en un lugar

especial de tu biblioteca, o tal vez son parte de tu rutina, ahora que tus hijos acuden a clases.

 

¿Alguna vez has reflexionado sobre toda la trayectoria que esos pequeños libritos tuvieron que atravesar para que pudieran llegar hasta tus manos?

Te pregunto todo esto porque en esta edición de Mujer Actual, te platicaremos sobre la historia del único monumento al libro de texto gratuito que existe en México, y sí, lo tenemos justo aquí en Tijuana.

 

¿Cómo y cuándo surge?

Este hermoso monumento fue inaugurado por el IV Ayuntamiento de Tijuana dirigido por el alcalde de Tijuana, Ildefonso Velázquez, en honor al presidente de la república, su amigo y compañero de escuela, Adolfo López Mateos.

El mandatario federal fue quien creó la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos para proporcionar libros de manera gratuita a los alumnos de educación básica, inscritos en el Sistema Educativo Nacional en 1959.  Sin embargo ya se habían realizado muchos esfuerzos antes que él, empezando por José Vasconcelos quien comenzó a entregar material didáctico y educativo a la población, para

hacer cumplir con el artículo tercero de la constitución política, del derecho a la educación.

 

La fotografía del recuerdo

En la fototeca del Archivo Histórico de Tijuana se encuentran fotografías impresas en cuarto oscuro de ocho por diez pulgadas de Ildefonso Velázquez leyendo un pergamino en compañía de más invitados del día de la inauguración del monumento.

Otro retrato conmemorativo del evento es el abrazo entre Velázquez y López Mateos; en ésta imagen del recuerdo se observa la estima y cariño que hubo entre ambos.

Estas fotografías son del día de la ceremonia inaugural, un 26 de septiembre de 1963 en Tijuana.

 

El Monumento

Este proyecto construido a base de cemento y ladrillo fue diseñado por el arquitecto Homero Martínez de Hoyos, egresado de la Universidad Nacional Autónoma de México, mismo que formó parte del grupo a cargo de la construcción de Ciudad Universitaria.

Este icono se encuentra frente al Club Campestre de Tijuana, entre el Boulevard Agua Caliente y Boulevard Salinas, colindando con una de las entradas hacia la Preparatoria Federal Lázaro Cárdenas.

Lo que más resalta de su estructura es la bandera mexicana y algo que asemeja un libro de texto, en cuya portada se ven los rostros de Vicente Guerrero, Ignacio Allende, José María Morelos y Pavón, Miguel Hidalgo y Costilla y Josefa Ortiz de Domínguez.

En su diseño se observan siete esculturas en forma de niños, cada uno en distintos

niveles con los brazos elevados como quien anhela algo, quizás una mejor educación en su vida.

 

Dato Curioso

De acuerdo a la investigación del historiador José Gabriel Rivera Delgado, el día de la ceremonia, 3 mil 500 niños de la IV Zona Federal contemplaron la escena, bajo un sol canicular de más de 110 grados Fahrenheit el equivalente a 43 grados centígrados, que causó desmayos entre los pequeños escolares.

A la derecha se encuentra una placa conmemorativa del 40 aniversario de la Creación de la Comisión Nacional de Los Libros de Texto Gratuitos firmada por el entonces presidente de la república, Ernesto Zedillo Ponce de León acompañada de la rúbrica del alcalde de Tijuana, Francisco Vega de Lamadrid con fecha del 23 de marzo de 1999.

 

¿Cómo andamos en educación gratuita?

De acuerdo a la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), los hogares mexicanos son de los que más gastan cuando hay estudiantes en primaria. En promedio, los hogares mexicanos cubren el 17.3% del gasto total en instituciones educativas.

Además, nuestro país tiene una de las proporciones más altas de estudiantes por maestro en educación primaria, con 28 estudiantes por grupo, comparado con el promedio de la OCDE de 15.

Con respecto a inversión en Baja California para el rubro educativo, se han destinado 32 millones 118 mil 560 pesos, lo que permitió favorecer a 222 planteles del estado durante 2016 y 2017.

Por otro lado, se distribuyeron cerca de 4 millones 600 mil libros de texto en educación básica en el estado, según el cuarto informe de gobierno.

Como hemos visto, a lo largo de la historia, empezando desde la revolución mexicana, las políticas públicas han proyectado las mejores inversiones para el beneficio de la educación básica, sin embargo ¿cuánto de ello se puede palpar en el diario vivir?, ¿cuántos niños en realidad tienen aulas dignas y seguras donde puedan crear sus proyectos de vida?.

En México, casi el 100 por ciento de los niñ@s están matriculados en nivel primaria y secundaria, pero esto no es sinónimo de calidad.

 

Fuentes o bibliografía

  • Colección AHT-IMAC-144.471-Ildelfonso Velázquez
  • Colección AHT-IMAC-144.517-Ildelfonso Velázquez
  • Rodríguez Barajas, Julio. “La Ruta de los Monumentos Históricos de Tijuana”. Ediciones
  • Ateneo Ignacio M. Altamirano. Tijuana, B.C., 1999. Pág. 16
  • José Gabriel Rivera Delgado. (2008). Monumento al Libro de Texto Gratuito. 8 de julio,
  • 2018, de Monumento al libro Sitio web: http://monumentoallibro.blogspot.com/

Agradecimiento

Agradecimiento al Archivo Histórico de Tijuana por el acceso a la información para la

creación de esta nota.

Comentarios

comentarios